To read this story in English, click here.

REGIONAL — Mientras viajan a través de Luverne, los conductores pueden notar que el bisonte de la tienda de regalos Those Blasted Things (924 S. Kniss Ave.) usa ropa nueva — una máscara y una capa.

El bisonte es uno de varios “héroes del censo” en Minnesota que recuerdan a los residentes a responder al censo 2020 si no lo han hecho todavía.

La gente que no ha respondido recibirá una postal en el correo esta semana con instrucciones sobre como asegurarse de que se están contados.

Contar exactamente la población de los Estados Unidos es crucial, explica el coordinador de sociedad Minnesota Sam Bettig, por tres razones principales: financiamiento del gobierno, representación política y desarrollo de negocios.

“Más que $675 mil millones de financiamiento federal cada año es basado en las estadísticas del censo,'' dijo. Gobiernos de estados, condados y ciudades también usan información del censo para tomar decisiones.

Estadísticas del censo ayudan a imponer límites de distritos del Senado, la Cámara de Representantes, consejo de condado y comité escolar, y determinar el número de asientos que cada estado tiene en el congreso.

Negocios y organizaciones sin ánimo de lucro usan estadísticas del censo cuando deciden si abrirán una tienda nueva o expandirán servicios de banda ancha.

Hasta ahora, 71.7% de la gente en Minnesota ha respondido al censo — lo cual significa que uno de cada cuatro todavía no ha sido contado. Solo se necesita algunos minutos para completar el formulario, y todos deben completarlo si son ciudadanos o no.

Los formularios del censo en papel fueron enviados por correo en marzo y abril, y la gente que todavía lo tiene puede responder al censo en papel. Otros opciones son responder en línea a my2020census.gov o llamando 1 (844) 330-2020. Las líneas del teléfono están abiertas de 6 a.m. a 1 a.m. siete días de la semana, y la información es recogida en una entrevista en vivo que se ofrece en 13 lenguas, incluyendo español. Cuando llama, se puede dejar un número para volver a llamar, para no tener que estar en espera.

Empezando el 11 de agosto, trabajadores del censo tocarán puertas de la gente que no ha respondido al censo. Ellos usarán mascarilla y mantendrán una distancia social correcta. Alguien que quiera evitar una visita cara a cara debe responder al censo antes del 11 de agosto.